Inicio arrow Artículos arrow Cria de Agapornis
Cria de Agapornis Imprimir E-Mail
Ínicio
Cria de Agapornis
Página 2
Página 3

LA CRÍA

Una vez llegamos a este punto estaremos a un paso de ver nuestros mini agapornis, pero antes, claro está, viene la fecundación. Cuando el macho pisa a la hembra pasarán aproximadamente unos 10-15 días hasta que la hembra pone el primer huevo. Pondrá un huevo cada dos días (es posible que a veces se retrase un día o dos, si es más deberemos actuar) y la puesta será de entre 4 o 6 huevos. Las primeras puestas suelen ser de tres y algunas parejas pueden llegar a poner hasta ocho y nueve huevos, pero son excepciones. La hembra comenzará la incubación tras poner el segundo o tercer huevo e incubará los huevos durante 24 días. No debemos olvidar que las primeras nidadas suelen ser problemáticas y es posible que no obtengamos pichones porque los padres sean muy jóvenes o por que el macho no pise correctamente debido a su inexperiencia, este hecho no debe afectarnos y debemos procurar ser pacientes. Normalmente suelen nacer los dos primeros pichones a la vez y los demás cada dos días. Si tenemos varias parejas criando y las puestas son irregulares no debemos dejarles más de cuatro pichones por pareja y se pueden trasladar los pichones de un nido a otro.

Una vez que los pichones han nacido comenzaremos a utilizar a diario la pasta de cría, a la que, si tenemos la oportunidad, añadiremos probióticos para evitar problemas en la salud de los pichones. Si queremos también podremos añadir unas gotas de limón al agua como ayuda vitamínica.

 

Si queremos anillar a los pájaros deberemos estar atentos porque si nos despistamos un par de días corremos el peligro de no poder colocarles la anilla. La anilla adecuada para estas especies es de 4.5 mm, aunque los nigrigenis a veces las necesitan algo más pequeñas. La edad normal para anillarlos está entre los nueve y los once días de edad, pero a veces debemos esperar unos día más, sobre todo con los últimos pichones de la nidada.

 

Si todo transcurre correctamente sobre los 45 días los pichones saldrán por primera vez del nido a darse un pequeño vuelo, siempre supervisados por los padres. Algunas hembras picarán a los pichones transcurridas unas semanas para que abandonen el nido, pero esto ocurre más en jaula que en pajarera. En la mayoría de ocasiones la hembra volverá a hacer una puesta cuando los pichones están en el nido, esto no suele ser problema y no estorba en absoluto a la incubación de la nueva puesta. Si queremos evitar cualquier problema con la emancipación de los pichones deberemos separarlos con sesenta días de edad, si bien muchas veces se pueden separar antes.

Reproducción autorizada por Ornitología Práctica

Este artículo aparece en el Nº 16 de la revista.

Autores:

Juan Alcaide

Sergio Sánchez



 
< Anterior   Siguiente >